Una nueva experiencia

Les propongo hoy una nueva experiencia y desafío.

Les propongo publicar las páginas de mi nuevo libro, a medida que las voy escribiendo.

Las publicaré cada semana, como los folletos por entregas hace …. Uuuuuuyyyyhhh… en el Naupatiempo….

A menudo, los investigadores escribimos en forma desordenada y luego, a medida que ordenamos los capítulos, nuestras ideas (que sin embargo estaban más o menos ordenadas desde el principio) se presentan de un modo más claro para el lector.

Publicaré entonces a medida que escribo pero ello no quiere decir que será el orden definitivo. Porque  yo sé lo que tengo ganas de demostrar  y entonces, el orden lleva, de algún modo, al lector a ver como yo veo. Lo que no significa que el lector piense como yo pienso.

Cada uno es libre.

Cada uno es libre de decirme qué piensa a menudo que escribo y regañarme por lo que digo. Por qué no ? Quizá puedan ustedes, sobre todo ustedes señoras, explicarme en qué me equivoco.

Podremos reproducir, si así lo quieren ustedes, los trabajos de los seminarios de investigación donde los presentes hacen observaciones y críticas que son las bienvenidas por el autor o la autora de la presentación. Actividad de una gran humildad porque en esos seminarios todos tienen derecho a la palabra. Yo misma, simple estudiante me permití criticar la visión de una gran antropóloga norteamericana.

 

 

Las páginas que siguen reconstituyen el último día de la vida de Clara, comerciante establecida en el mercado.

Veremos como la tragedia se fue anudando durante esas horas y como todos los protagonistas fueron  conduciendo el cuchillo asesino hasta la victima.

Similar a la estructura de una tragedia griega, donde las lamentaciones de las comerciantes parecen hacer eco a los acontecimientos.

Pero no nos equivoquemos, no es ni teatro ni novela, es la historia de una mujer que quiso vivir su propio destino. La historia de una familia que no podía dejar a uno de los miembros vivir su propia vida.

 

RANTIKUY

Compráme caserita!

Crónica de la violencia cotidiana

                                                 A. D. in memoriam

                                                                   Carlos Mayo, in memoriam,

un precursor de los relatos

                                                                     histórico-etnológicos

 

violencia

Ajouter un commentaire
Code incorrect ! Essayez à nouveau